Comunicados

Nuestra posición | Noticias | Gacetillas
16
Ago

¿Seguimos incentivando la minería?

Greenpeace y FARN realizaron un pedido público de información al Ministerio de Energía y Minería, en el marco de los anuncios por nuevas inversiones para el sector minero por 20.000 millones de dólares.


Greenpeace y Fundación Ambiente y Recursos Naturales (FARN)  enviaron  al Ministerio de Energía y Minería un pedido de información para que se publique el listado completo de los proyectos comprendidos en el anuncio de nuevas inversiones para el sector minero por 20.000 millones de dólares, entre 2018 y 2020, así como también la evaluación de impacto ambiental de cada uno de los proyectos.

“Muchos de los proyectos anunciados oficialmente están ubicados en área glaciar y periglacial, lo que representa una amenaza clara a la Ley de Glaciares sancionada en 2010, que prohíbe todo tipo de actividad extractivista sobre estas áreas protegidas”, declaró Gonzalo Strano, coordinador de la campaña de Glaciares de Greenpeace.

A su vez, las organizaciones solicitaron que se esclarezca si alguna de las inversiones anunciadas será destinada a la remediación del derrame de más de 1 millón de litros de agua cianurada que provocó la mina Veladero de la empresa Barrick Gold el septiembre pasado, en San Juan.

“Resulta preocupante que se sigan generando incentivos para el desarrollo de este tipo de proyectos, cuando todavía no se concluye el Inventario Nacional de Glaciares que identifique el patrimonio natural que necesitamos proteger”, manifestó Pía Marchegiani de Fundación Ambiente y Recursos Naturales.

Por último, solicitaron las especificaciones sobre el modo y los procesos que los proyectos han contemplado para cumplir estrictamente con los preceptos que establece la Ley de Glaciares, con el fin de preservar el ambiente glaciar y periglacial, tal como la establece dicha norma.

Asimismo, Greenpeace y FARN hicieron este pedido al Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sustentable (MAyDS) para conocer su intervención en este tipo de decisiones y, en particular, el impacto ambiental de estos futuros proyectos.

Foto: © Martin Katz / Greenpeace

9 Responses

  1. Actúan con tal impunidad que no se llega al fondo de la cuestión quién avala este movimiento enriquecedor para algunos y que mata gente. Los glaciares no han sido inventariado y son patrimonio de la humanidad como reserva de agua. Yo haría totalmente responsable a las autoridades nacionales y provinciales. ¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡Viene `por el agua!!!!!!!!!!!!!!!!!

  2. Lilián Marta Bobasso

    Es importante difundir la problemática de las minas a cielo abierto, que contaminan nuestros ríos. Además los glaciares son una de las reservas de la humanidad. Debemos defender nuestras fuentes, por ej. el Acuífero Guaraní, que compartimos con varios países de América del sur el imperialismo yanqui tiene los ojos puestos en él, y los gobiernos neoliberales que gobiernan a Paraguay, Brasil (actualmente), y ARgentina, no hacen nada para defenderlo.

  3. Mirta Lidia Yantorno

    Es necesario que se haga un estudio exhaustivo,para que no vuelva a ocurrir lo de la mina Veladero, porque la gente puede vivir sin minerales, pero no sin agua, y desgraciadamente es un elemento insustituible y escaso .Dios ilumine e los que promueven este tipo de emprendimiento ,para que no prevalezca lo material
    por encima de la vida de los seres que habitan por esos lugares.

  4. Ricardo Barbetti

    Por favor responder, la situación empeora rápido y para que lo que se hace sea eficaz hay que coordinar acciones de muchas personas y muchas instituciones.
    Parece que los gobernantes quieren, antes que nada, que se hagan grandes negocios, ayudando para eso a las empresas más poderosas, consiguiendo préstamos enormes, haciendo desmonte, agronegocios con monsanto, mega minería de barrick gold y otros, represas hidroeléctricas, usinas nucleares, fracking, mega negocios inmobiliarios y otras cosas de ese estilo.
    Debería ser obvio que para que el país esté bien hay que hacer las cosas con conocimiento y serenidad, y que lo primero es hacer cosas necesarias, que hagan bien, y que no hagan daño. La base de todo es que el aire sea adecuado para respirar, el agua sea pura, la tierra sea fértil y estable, el mundo apto para seres humanos y para todos los seres (biodiversidad). Recién en segundo lugar hay que encontrar modos de hacerlas que traigan prosperidad.
    Pero parece que los gobernantes la única característica que buscan para hacer algo es que dé mucha plata rápido, como si no importara que sean innecesarias ni que hagan daño. Eso pone al país en riesgo (y ya está sucediendo) de envenenamiento de comida aire agua y tierra, mas inundaciones, extinción de especies (muy pocos entienden que esto es muy dañino), aumento de enfermedades físicas y mentales, erosión, desbarrancamientos, pérdida de fertilidad de la tierra, tormentas violentas y mucho mas. La ley de bosques sirvió de muy poco, es posible que con la ley de humedales y la de glaciares pase algo parecido.
    Por eso es muy urgente una acción positiva de cooperación y enseñanza, NO de lucha denuncia ni acusación; una obra grande de educación pública atractiva divertida entretenida, que ayude a muchos a entender estas cosas. Para llegar a muchos y ser creíble, un medio eficaz es la televisión. También hay que usar radio, cursos conferencias seminarios, visitas guiadas, turismo cine y muchas otras. Quiero reunirme con ustedes para conversar sobre como emprender estas acciones, en las que tengo décadas de experiencia.
    Hay poco tiempo, ya se afianzan estructuras de poder para hacer con apuro las cosas que mencioné y romper y anular toda objeción, lo ven solo como obstáculos que hay que destruir.
    Saludos Ricardo Barbetti godofredo543@gmail.com
    Teléfono 4 982 – 6595 / 8797 interno 182, lunes martes jueves y viernes. 15 a 19h
    O grabar mensaje de voz en el 4 799 3455

  5. Fernando Seara

    Esta es una cuestión que claramente afecta intereses multinacionales, corrupción y sobre todo ambición humana desmedida.
    Ningún gobierno argentino se ha metido con estos intereses ya que son más poderosos que los mismos intereses de las empresas de laboratorios médicos y agroquímicos.
    Este gobierno lejos de controlar o limitar sus acciones destructoras premia la actividad con baja de impuestos y liberación de cánones.
    El camino es ampliamente erróneo dado que Argentina no sólo está perdiendo sus recursos naturales a paso agigantado si no que además está regalando activos que contribuirían con el PBI lo que reflejaría un mayor derrame de divisas en el mercado interno, generaría trabajo y oportunidades.
    La culpa no es del chancho dice el refrán y la poca participación de la gente sumada al desinterés ambiental de nuestro amado país nos está llevando a un camino sin salida.

Leave a Reply