Comunicados

Nuestra posición | Noticias | Gacetillas
02
Mar

Ganadores de la 16° Convocatoria del Premio Adriana Schiffrin

La 16º Convocatoria del Premio Adriana Schiffrin premió un año más proyectos de “Innovación por el ambiente”. Tanto para FARN como para el jurado resultó muy satisfactorio encontrarse con una gran diversidad de iniciativas e inquietudes que existen a lo largo del país y en variados campos de la sustentabilidad.  La premiación se realizará en el mes de abril junto con la presentación del Informe Ambiental FARN 2018.
1º Premio: “Escuelas Sustentables y Educación Inclusiva” de Riö Sustentable, en alianza con la ONG Fábrica de Sueños. Riö Sustentable es un estudio de diseño que crea, concientiza y experimenta entorno a la sustentabilidad, utilizando como herramientas el diseño creativo y la arquitectura. A través de su proyecto Escuelas Sustentables y Educación Inclusiva mejora escuelas rurales del territorio argentino mediante el diseño sustentable y las energías renovables como herramientas de transformación social. Recientemente ha mejorado la escuela 907 de Miraflores, Chaco y tiene planificado continuar trabajando en otras escuelas, haciéndolo un proyecto escalable y replicable. A través de su trabajo en Miraflores, niños y familiares de la comunidad aprendieron a fabricar un sistema de recolección de agua de lluvia, filtrar el agua para consumo y saneamiento, desarrollar una huerta de alimentos primarios, calentar agua o cocinar con energía solar, permitiéndoles cubrir necesidades básicas con recursos locales. Este y otros proyectos socioambientales que desarrolla RIO se financian a través de la comercialización de muebles realizados en madera reciclada de pallet y la prestación de servicios de asesoramiento en sustentabilidad edilicia.
2º Premio: “Acceso y uso sustentable de agua para consumo humano y uso productivo en el paraje La Entrada, departamento Rivadavia. Provincia de Salta” de Fundación Escolares. La ejecución del mismo dio solución sostenible a un problema característico de la región del chaco semiárido latinoamericano, permitiendo mejorar las condiciones de vida de las poblaciones locales sin generar perjuicios ni degradar el medioambiente. Su objetivo fue diversificar el uso del agua proveniente de una cañada y de un pozo a profundidad, ubicados en el paraje La Entrada. A tal fin se desarrollaron actividades tendientes a destinar de manera diferenciada el agua para el consumo animal, a actividades productivas (cercos y huertas) y a consumo humano; al mismo tiempo se realizaron obras para instalar sistemas alternativos de provisión de agua. Las actividades contaron con una activa participación de la comunidad escolar, municipio, proveedores locales y externos, familias criollas del paraje y la organización campesina Unión y Progreso. Los destinatarios directos de las obras fueron 10 docentes y 50 alumnos que asisten a la escuela N°4652 albergue “Juan Bachir Gerala”, 25 familias criollas del paraje La Entrada, más de 200 personas que utilizan los servicios de salud del puesto sanitario de La Entrada y 150 miembros de la comunidad wichí de Misión Los Baldes. Las personas que realizaron las obras contaron con el asesoramiento y la dirección de personal especializado del municipio, brindándoles la posibilidad de capacitarse en el desarrollo de tareas de albañilería, plomería y la técnica de construcción de cisternas con placas. Además, las mujeres de la comunidad, quienes antes se ocupaban del “baldeo” (acarreo de baldes de agua desde la cañada o pozo hasta sus hogares) y de la alimentación del ganado menor, y organizaciones locales tuvieron un rol protagónico en el desenvolvimiento del proyecto.
3º Premio: “Huerta-Vivero” de la Asociación Civil Germinar Zona Norte. Se trata de un espacio comunitario, educativo, productivo y experimental modelo. Funciona como un lugar de encuentro para la comunidad local que permite compartir conocimientos, experiencias, vivencias y brinda herramientas concretas para el empoderamiento personal hacia una sensibilización y relación más responsable con la naturaleza. Este espacio tiene un impacto positivo directo sobre el individuo, la comunidad y el ambiente. Se brindan talleres y capacitaciones sobre huerta agroecológica (producción sana de alimentos, compostaje, cuidado del suelo), plantas nativas (recuperación de biodiversidad y diseño participativo de jardines con plantas nativas), plantas medicinales, bioconstrucción (revalorización y técnicas de construcción con materiales naturales) y otras variadas temáticas. En 300 m2 de espacio verde urbano ha logrado producir alimentos, medicinas, plantas y árboles autóctonos para proyectos sociales y ambientales y para ofrecer a la venta como alternativa a los viveros tradicionales donde se producen y venden mayormente especies exóticas. Además, cuenta con un pequeño taller de carpintería en donde se producen huerteras, composteras y mobiliario para el vivero con materiales reutilizados y/o reciclados.
FARN agradece al jurado por su comprometida y entusiasta labor en la evaluación de los proyectos recibidos y la difícil selección de tres premiados entre tantas iniciativas de gran calidad.
Cynthia Guevara: Guardaparque en la Reserva Natural Toyota.
Daniel Ryan: Coordinador del Área de Sustentabilidad de la Escuela de Postgrado del Instituto Tecnológico de Buenos Aires.
Roxana Schteinbarg: Instituto de Conservación de Ballenas.
Se informa que la 17° Convocatoria no se abrirá antes de septiembre 2018.

Leave a Reply

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Estas donando a: FARN

¿Qué monto te gustaría donar?
$10 $20 $30
¿Quisieras hacer regular tus donaciones? Quisiera donación(es)
How many times would you like this to recur? (including this payment) *
Nombre*
Apellido*
Email *
Teléfono
Domicilio
Nota adicional
paypalstripe
Loading...