Comunicados

Organizaciones reclaman una política climática que proteja los glaciares

La Fundación Ambiente y Recursos Naturales (FARN), Greenpeace Argentina, Los Verdes-Foro de Ecología Política y la Asociación Civil Sánchez Viamonte solicitaron a la Secretaría de Ambiente y Desarrollo Sustentable (SAyDS) de la Nación en agosto pasado que informara sobre los estudios, planes, programas, acciones y políticas realizados o previstos para el 2012 en relación al Cambio Climático en cumplimiento de la Ley Nº 26.639 de Presupuestos Mínimos para la Protección de Glaciares y del Ambiente Periglacial.

Esta norma  en su artículo 10 inciso b requiere de la formulación de políticas climáticas que garanticen la preservación de los mismos y del ámbito periglacial. En virtud de ello el Estado debe adoptar las medidas de mitigación del cambio climático en el plano nacional e internacional que contribuyan con este objetivo.

En su respuesta la Secretaría de Ambiente y Desarrollo Sustentable evitó dar precisiones sobre el impacto actual y futuro del cambio climático en nuestro país, a pesar que las pruebas científicas son concluyentes y que el inventario de glaciares en elaboración lo señala explícitamente. Asimismo, tampoco informó sobre las contribuciones efectivas que el país haría para mitigar el cambio climático, limitándose a señalar que su política  ambiental “redunda en una defensa de nuestros recursos naturales, incluyendo los glaciares”.

Las organizaciones  firmantes sostenemos que el Gobierno argentino debiera demostrar su voluntad de cumplir con lo acordado en las negociaciones internacionales de cambio climático que nuestro país ha suscripto y ratificado. Sin embargo, no hace aquello que está en su capacidad para mitigar el cambio climático, tal como fue acordado en la Convención de la COP 17 celebrada en 2011 en Durban Sudáfrica, en la llamada Plataforma de Durban.

La SAyDS debe presentar las medidas de mitigación apropiadas para el país (en inglés NAMAs) que garanticen la reducción de las emisiones de gases de efecto invernadero, como contribución concreta a la preservación de los glaciares.